Con shows de Andrés Calamaro, Loquillo y Los Auténticos Decadentes, 30 mil personas vivieron la séptima fecha del festival; crónica y fotos de todo el día.Antes de la aparición de Por mirarte y de su sociedad con Ariel Rot, Andrés Calamaro supo presentarse en vivo con una banda en la que contaba con tres guitarristas, él incluido, donde aullaba "El rock and roll no es un juego, es un golpe en los huevos". Tuvieron que pasar más de veinte años para que redoblara la apuesta, con cuatro violas en escena en una apuesta de rock bien yanqui y cuidadas armonías vocales. En la séptima fecha del Pepsi Music 2008, ante más de 30 mil personas, en un sold out absoluto, El Cantante descolló con un repertorio que pasó por toda su trayectoria.

La apertura fue con "El salmón" a capella, para luego ir con la banda completa y un "Compañeros y compañeras" a modo de saludo, y pasar a "Los chicos", "Mi gin tonic" y "A los ojos" y "Carnaval de Brasil" (con una cita final a "Walk on the Wild Side" de Lou Reed). Calamaro abandonaba la viola y se lanzaba como front man, con Paul Stanley como santo patrono desde su t-shirt y sin aproximarse a los teclados (esto último una constante en todo el recital).
Una extensa zapada de blues, en donde AC presentó a los músicos, sirvió como previa a una versión de "Elvis está vivo" más acelerada, comandada por Candy Caramelo. Y acto seguido, "El día de la mujer mundial" al mejor estilo Crazy Horse, con un solo de guitarra final por parte de Andrés.
Tras "Los aviones", un set de tango con "Jugando con fuego" y "Los mareados" dio paso a la festejadísima "Estadio azteca". Y la frase "Bob Marley está vivo, se fuma un porro conmigo" sirvió de intro, claro, a "Loco", además de ser una alusión directa al absurdo juicio que tuvo al Salmón como protagonista.
Una incandescente toma de "Alta suciedad" (plena de "diabluras vocales", como le gusta llamar a sus improvisaciones con la voz) fue el comienzo del fin del show. "Flaca" (con el tango "Nostalgias" como preludio), "Sin documentos", "Canal 69" y "Paloma" fueron las últimas tonadas de un recital impecable por donde se lo mire. "Nos vemos en diciembre, en La Plata, con el Indio", soltó Calamaro hacia el final. Allí estaremos.

El momento

Ansiado por todos durante dos horas, el instante en que AC tocó "Paloma" llegó para el final, como suele ocurrir desde su regreso a las tablas. Y la emoción fue fortísima: más de 30 mil personas cantaron al unísono y ovacionaron a Andrés en lo que fue la conclusión perfecta para su impresionante presentación. Un tema que no fue corte de difusión radial, que fue llevado a hit por el público y con una letra desgarradora desde lo sentimental. El equivalente calamaresco del "Juguetes perdidos" ricotero, por el feedback que genera en directo.

Una fiesta con 30 mil invitados

"Rock and roll actitud" fue el primer tema de los que interpretó Loquillo, y sirve como resumen del paso del español por el Pepsi Music. Secundado por una banda impecable, el cantante dio cátedra de lo que es ser un verdadero frontman, y con elegancia recorrió un repertorio que incluyó clásicos de los Trogloditas como "Las chicas del Roxy" o "Ritmo de garaje", no sin agradecer a Andrés Calamaro por su presencia en el evento.
"Yo no soy tu prisionero ni tengo alma de robot…": la gente esperaba la salida de Los Autenticos Decadentes entonando las estrofas de "Corazón", sabiendo que lo que venía en el Pepsi Stage era cosa seria. Y los Deca superaron las expectativas. Cada uno de los songwriters de la banca (Cucho, Serrano, Demarco) tuvieron su momento de lucimiento: el cantante al comienzo (con la seguidilla de "Somos", "Como me voy a olvidar" y "Los piratas"), el Perro con "Un osito de peluche de Taiwán" y el violero con "La prima lejana", en un show sin puntos bajos. El final con "Gente que no", "La guitarra", "Sigue tu camino", "Tu forma de ser" y "Siga el baile" (las tres últimas fuera de programa) dejó con ganas de más para la audiencia: los Pogues argentos una vez más lo habían hecho.

Siguiendo la corriente del Salmón

La séptima jornada del Pepsi Music 2008 empezó desconcertando a la audiencia con un cambio de line up que incluyó no sólo modificaciones en los horarios sino también traslados de las bandas de un escenario a otro. Entonces, mientras en el tablado Sónica Banda de Turistas repasaba los cortes de su disco Mágico Corazón Radiofónico ante unas pocas decenas de personas, Sponsors hacía de las suyas en el escenario Claro. La banda de Joaquín Levington hizo que a gente se desplazara de una punta a la otra dentro del predio, y la levantó en base a "Sexo, droga y reggaetón" y a hits de Turf como "Pasos al costado" o "Magia blanca". Después, y cuando ya era evidente que ésta sería la fecha más convocada del Festival, Los Tipitos abrieron el escenario principal. Comenzando con "Brujería", la banda marplatense hizo algunos temas de su último trabajo, Tan Real, como "Vívelo" y "Más allá de los dos", y otros de sus discos anteriores. Una versión de "Siguiendo la luna" de Los Fabulosos Cadillacs marcó el momento destacado de su aplaudido set.
Por Pablo Strozza y Yamila Trautman
Fotos de Leo Liberman

Categories:
Opiniones: 

0 Responses "Pepsi Music 2008 - Día 7"